_____________________________________________

jueves, 21 de junio de 2012

EL UNIVERSO ESPEJO (MIRROR MIRROR)

La última especulación de la física de partículas habla de la materia espejo. Según una teoría las partículas del modelo estándar tendrían una familia de partículas casi idénticas a ellas con las cuales no podrían interaccionar. Esto doblaría el número de tipos de partículas, habiendo partículas “a derechas” y “a izquierdas”. Lo más interesante de las partículas espejo es que interaccionarían entre ellas de la misma manera que lo hacen las partículas de materia ordinaria entre sí, de este modo formaría átomos espejo, moléculas espejo, planetas espejo, estrellas espejo y galaxias espejo, y porqué no, Universo Espejo (Universo paralelo al nuestro ).
 Aunque la materia espejo produciría luz, nosotros no la veríamos al estar hechos de materia ordinaria “a izquierdas”. Pues bien, un investigador propone que las partículas espejo son la mejor explicación a las supuestas pruebas experimentales de la detección directa de materia oscura obtenidas recientemente.
Desde hace ya décadas se trata de detectar en experimentos de laboratorio la presencia de partículas que interactúen débilmente con la materia ordinaria, para así poder explicar la aparente presencia de una materia que dé cuenta de una masa que según todos los indicios astronómicos provoca atracción gravitaría en diversas estructuras del Universo.


Ahora en un artículo publicado en el European Physical Journal (EPJ), investigadores han presentado una hipótesis que apuntaría a la existencia de partículas espejo, las cuales podrían explicar anomalías observadas en las pérdidas de neutrones. La existencia de tal materia espejo ha sido sugerida en varios contextos de índole científico hace algún tiempo, incluyendo la búsqueda de candidatos a materia oscura.
Los físicos teóricos Zurab Berezhiani y Fabrizio Nesti, de la Universidad de l’Aquila, Italia, volvieron a analizar los datos experimentales que se desprendían de las investigaciones del grupo de Anatoly Serebroy del Instituto Laue-Langevin, Francia.
Se demostró que la pérdida de la cantidad de neutrones libres parecía depender de la dirección y fuerza del campo magnético aplicado. Esta anomalía no pudo ser explicada por ningún medio de la física conocida. Berezhiani piensa que lo anterior puede responder a la luz de un hipotético mundo paralelo consistente de partículas espejo. Cada neutrón tendría la habilidad de transferirse hacia este espejo de sí mismo y volver, oscilando de un mundo al otro.


La probabilidad de semejante desplazamiento fue pronosticada como sensible a la presencia de campos magnéticos, y por lo tanto puede ser detectada en forma experimental. De acuerdo al estudio, la oscilación neutrón-espejo-neutrón puede darse dentro de un lapso de unos pocos segundos. La desaparición tan rápida de neutrones —mucho más veloz que los 10 minutos que tarda en descomponerse un neutrón—, aunque sorprendente, no puede ser excluida por los actuales límites experimentales y astrofísicos. Esta interpretación está sujeta a la condición que nuestro planeta posee un campo magnético espejo sobre el orden de los 0.1 Gauss. Dicho campo pudo ser inducido por partículas espejo flotando alrededor de la galaxia como materia oscura.
Hipotéticamente, la Tierra es capaz de capturar materia espejo a través de sutiles interacciones entre las partículas ordinarias y aquellas de mundos paralelos.

¿Será entonces que en ese universo espejo se reflejará nuestro otro yo ? ó como decía Jorge Luis Borges," Estoy solo y no hay nadie en el espejo ".

"Hay dos maneras de difundir la luz...ser la lámpara que la emite, ó el espejo que la refleja". Lin Yutang

"End of transmission"



video

2 comentarios: